domingo, 18 de diciembre de 2011

Gracias...

Le pedí a la vida, entre tantos malos momentos, que me diera la oportunidad de verte un vez más... solo una vez más. Quería volver a sentirte, volver a abrazarte, a mirar tus ojos y ver que automáticamente se asoma una sonrisa en tu cara. Quería volver a sentir ese olor que tanto me gusta, ese olor solo tuyo. Y que entre otras cosas, se diera el momento para dormir en tu pecho, para decirte cuanto te extrañé, que la vida sin ti no fue y no será nunca lo mismo, que ahora me doy cuenta que tuve los mejores 18 meses a tu lado, que a pesar de todo el dolor sigo amándote con la misma fuerza... por que sigues siendo mi pequeño arrebatado. Quería escucharte molestarme por ser tan blanca, que me miraras y movieras la cabeza por las tonteras que digo. Quería volver a caminar de tu mano y sentir como es que con el tiempo aprendieron a calzar perfectamente la una con la otra. Quería que camináramos por los pasillos del super mercado y que la gente nos mire por que nos tironeamos y nos besamos entre risas. Quería que una vez más comiéramos algo rico y que, como siempre, terminaras tirandomelo en la cara y se convirtiera en guerra. Quería que como hace mucho, mi pieza terminara hecha un desastre por el desorden de todas tus cosas, pero que al entrar se sintiera tu olor, tu presencia.
La verdad simplemente le pedí a la vida volver a verte una sola vez y poder abrazarte... para en ese abrazo decirte al oído : "En esta vida y en todas las vidas, mi Amor".

Y me dio la oportunidad. No sé si lo aproveché al máximo, yo creo que sí. Cada mirada que te di, cada momento que pude te di un abrazo, te sentí cerca. Volví a sentarme frente a ti en la mesa... cómo me gusta mirarte en la mesa. Y me reí, me dejé querer, me dejé besar como antes... te hice cariño en el pelito, te di de esos besos que para mi son los más ricos del mundo. Y me desahogué también, te pude decir todo lo que he sentido desde que dejamos de vernos. Sé que hay muchas cosas tristes en nuestro reencuentro, las hay. Pero créeme que con el primer abrazo, con ese primer abrazo fuera del metro después de casi dos meses... mi corazón volvió a latir. No quiero que te quedes pensando que por sobre todo me haces daño, tu sabes que no es así. Sabes, en el fondo sabes, que mi amor es tan grande y tan fuerte que es capaz de traspasar mis propios límites... y también los tuyos. Sabes que jamás me resigné a perderte, que en mi mente y corazón seguías siendo mi pololo... y sé que fue igual para ti, a pesar de todo. Ahora, precisamente ahora, cierro mis ojos y pienso... Te Amo Tanto... que volvería a sacrificar todo y a vivir todo, por que sé que eso me ha hecho sentir viva. Has sido parte de las mejores y peores cosas...
No me quiero quedar con esa sensación de "Pucha, por qué no lo aproveché más, por qué no se quedó para siempre..." por que sé que no es correcto. Yo pedí una vez más, una sola vez más para volver a sentir todo lo que solo contigo he sentido. Para llorar y reír, para desear, para Amar. Y lo hice, la vida me dio esa oportunidad. Lo que venga ahora no se lo dejo a la vida, lo dejo a nosotros mismos... Ojalá se de la oportunidad de comenzar a construir nuevamente eso que tanto queríamos, que tanto nos costó. Independientemente de lo que suceda ahora, debo decir GRACIAS, a ti, a la vida, a Dios, a quién sea... por estos días, por estos momentos, de volver a sentir que el tiempo Si puede detenerse.
Sabes que me es imposible no sentir nostalgia, y yo misma sé que me es imposible no extrañarte a cada momento... Pero hay algo que entendí después de este fin de semana. Siempre, y pase lo que pase, seguirás siendo mi Negrito. En mi y en ti, seguirá por siempre la huella de lo que fuimos, de lo que aún somos*. Y cada vez que te vea sentiré lo mismo, y sentirás lo mismo. Me sonreirás y te sonreiré y estaremos unidos por siempre... estamos unidos por siempre. Me enamoré de ti, perdidamente. Y a pesar de que he sufrido, más que la chucha, no me arrepiento ni un segundo. Aprendí las mejores lecciones de vida contigo, en estos ya 6 años desde que te conozco, 4 desde que entré a tu vida. La gente podrá pensar lo que quiera y decir lo que quiera, pero si hay algo que sé...es que me hiciste Fuerte. A veces siento que el corazón no me da más, que ya no aguanto la pena... pero aquí sigo. Aprendí de ti y Contigo.
Espero verte en estos días, aunque colapse entre universidad y respirar. De todas formas, si no llegara a ser así y en los próximos días ya me deprimo de nuevo, quiero dejar esta nota APARTE. Que lo que pasó este fin de no se toque, que sea bonito para siempre. Quiero mirar hacia atrás con amor y no con tristeza... por qué estar triste si tuve cosas tan lindas?
Te Amo mi amor, te amo infinitamente... y siempre te voy a amar. Tu sabes, Siempre Siempre*.

Todavía nos quedan muchas cosas que vivir juntos... sé que todavía quedan.


Sí... el Diego tenía razón... Mi Historia Es, Fue y Será la Más* Linda.


[LA FOTO: seguramente no te acuerdas de esa película. La vimos juntos, es una gran película. Siempre recuerdo sus frases y siempre recuerdo esa escena. "El secreto de sus ojos". Aun tengo tiempo...]

0 Lector (es):